Archivo de la etiqueta: hijos

De mi anuncio: “Se Regala Útero”

Estándar

da vinci

Regalo útero sin casi usar, sólo ha servido de cobijo a dos fetos y un embrión aventurero que quiso conocer la vida exterior un poco antes de lo debido.
Garantizo la calidad del producto que sale del horno, puedo enseñar las muestras que aún conservo (con cita previa, son estudiantes y tienen los días bastante ocupados)
Le propuse la transacción a un ginecólogo mientras hacía espeleología por esos rincones (verídico) y rechazó la oferta, y mejor que él no puede conocer nadie el género, me dijo que estaba estupendo, en muy buenas condiciones y como nuevo, pero la S/S no asume esos gastos. Eso sí, de segunda mano debe tener el aspecto de un globo deshinchado, pero no me importa, no se va a ver.
Yo ya no le voy a dar ningún uso, no pienso tener más hijos y me parece un despilfarro tener este producto sin rentabilizar, así que si alguna mujer necesita este órgano, estaré encantada en cedérselo. Podemos quedar para tomar un café y le enseñaré fotos de los huéspedes que habitaron ahí. Ya nos pondremos de acuerdo en la entrega y en elaborar un contrato de cesión. Sólo hay un pequeño inconveniente, debido a un error de protocolo interno sólo acoge cromosomas XY. Comprobado y verificado. Ya pagaré yo el café.

Anuncios

De los anticonceptivos que viven conmigo

Estándar
Aquí está Jack!

Aquí está Jack!

Lo más anti erótico que existe son los hijos. Que curioso… hijos haciendo la labor de anticonceptivos.
Y no quiero decir que cuando acabas de parir lo último que te apetece es que algo se introduzca por donde ha salido ese cuerpo de cuatro quilos, no. Estoy escribiendo sobre que cuando ellos tienen edad para tener sexo, dejas de tenerlo tú de manera natural, espontánea…esos aquí te pillo aquí te empotro…
Porque llegan en cualquier momento, porque cuando quieres que se vayan tienen exámenes y se recluyen en casa saliendo de la habitación para ingerir alimentos y quejarse de su perra vida quitándote intimidad, además son muy zorros (de listos ) y si echas una canita al aire te la pillan enseguida, que ni amigos con derecho a roce puede tener una, oye…!
– Mamá, pero no habías ido a depilarte ya hace dos días?
– Sí, pero sólo las piernas, ahora voy a depilarme más cosas, entro en detalles? Tú no tenías clase hoy?
Es un truco infalible, salirme por la tangente.
Que me preguntan por un amigo que me ha saludado por la calle? Les digo que hace dos días tuvimos sexo animal en el párquing de camiones , que si quieren puedo especificar.
– Qué borde… sólo era curiosidad, no vuelvo a preguntarte nada más.
– Esa es la idea, que no me preguntes más. Por cierto, ese es el taumatólogo de tu abuelo, para que lo sepas.
O más:
– Mamá, no te habías quedado a hacer inventario hace dos meses?
– Verdad, hijo? Pues nada, que mi jefe se ha empeñado en que no lo hicimos, es tan despistado… Pero no decías que no me ibas a preguntar nada más?
Mis fines de semana libertinos tengo que planearlos como cuando me fiscalizaba mi madre. Bueno peor, mamá era bastante ingenua, aunque una vez me soltó un
“Quien ha sido cocinero antes que fraile lo que pasa en la cocina bien sabe”– me miró de reojo y se quedó tan ancha.

De esos pelmazos tan majetes

Estándar

No es por presumir, pero tengo unos hijos la mar de majos. Guapos, buena gente, mis amigos dicen que además están muy bien educados… pero son muy pesados. Unos pelmazos.
Lee el resto de esta entrada